Realización Humana; desenmascaramiento de los Entes Astrales, sus energias e intenciones.

Si hemos comenzado a adquirir conciencia de las situaciones actuales, en las cuales nos encontramos inexorablemente, no tenemos más remedio que apelar a las Fuerzas Superiores, que Son la Realización de la Seidad Humana, en cada uno de nosotros y en todos, con arreglo a los proyectos creadores de lo Superior.

Debemos de reconocer, que ésta situación actual, respecto a las energias astrales y entes que nos envuelven, ya era perfectamente conocida en los tiempos pasados y se encuentra reflejada en algunos escritos, la mayoria targiversados en su correcto entender:

10  Bienaventurados aquellos que han sido perseguidos por causa de la justicia, pues de ellos es el reino de los cielos. 11   Bienaventurados seréis cuando os insulten y persigan, y digan todo género de mal contra vosotros falsamente, por causa de mí,  la  Seidad  misma, la Verdad.

1  Pero debes saber esto: que en los últimos días vendrán tiempos difíciles. 2   Porque los hombres serán amadores de sí mismos, avaros, jactanciosos, soberbios, blasfemos, desobedientes a los padres, ingratos, irreverentes,…  3  Porque vendrá tiempo cuando no soportarán la sana doctrina, sino que teniendo comezón de oídos, acumularán para sí maestros conforme a sus propios deseos; 4  y apartarán sus oídos de la verdad,  y  se  volverán a mitos  e imaginativas ficciones  generadas artificialmente…

DIRECTO NOCTURNO DE LA QUINTA COLUMNA – PROGRAMA 359

DIRECTO NOCTURNO DE LA QUINTA COLUMNA – PROGRAMA 358

LA INMUNODEFICIENCIA CAUSADA POR LAS VACUNAS HA ABIERTO LA PUERTA A LA REAPARICIÓN DE TODO TIPO DE ENFERMEDADES

trampas

La Realidad: La Escala de Jacob osea el Buda, el Dharma, la Shanga: Los Tres «Estados de Ser» del Cuerpo Crístico: La Iglesia Purgativa ó Peregrina; la Iglesia Militante, y la Iglesia Triunfante. Ello significa lo mismo; lógicamente, cualquier especulacion al respecto, es innecesaria.

Estas diversas inteligencias manejan las fuerzas constructoras por medio de corrientes de energía que son puestas en movimiento cuando el Ego emite su nota. Debe recordarse que, en mayor o menor grado y en su propio plano, el Ego conoce su karma y también lo que se ha de realizar para fomentar el progreso durante la encarnación venidera. Por lo tanto, trabaja vinculado con dichos Señores, pero únicamente está en contacto directo con un agente del sexto y del cuarto grupos. Por intermedio de ambos el trabajo continúa en lo que atañe individualmente al Ego, poniendo en movimiento para él (después que ha emitido su nota) la maquinaria de la Ley.

Los que construyen la personalidad humana también se dividen en siete grupos principales; los demás, así como en el caso de las Mónadas humanas, pertenecen a uno de los siete Rayos y responden a una de las siete corrientes logoicas de energía ígnea. De acuerdo al tipo de Rayo egoico del hombre así será el tipo de sustancia dévica influenciada.

Dichos constructores trabajan con ciertos elementales, pero sólo en el plano físico puede impartirse algo respecto a su naturaleza y trabajo. Estos elementales son pequeñas entidades que se adhieren al plan tal como lo desarrollan los constructores, construyendo ciegamente la estructura del cuerpo y formando las envolturas mediante las cuales el Ego se ha de expresar. En los planos etéricos, construyen la verdadera “forma” con sustancia etérica y producen la envoltura de complicadas líneas de hilos ígneos entrelazados, siendo en realidad una extensión del sutratma o hilo de vida. Cuando está tejido y entrelazado se vitaliza con la energía de la vida enviada por el Ego, así como Shiva, el Padre, da al Hijo la verdadera “bios” o vida, mientras que la Madre calienta, construye y nutre el cuerpo. El trabajo de los elementales etéricos llega a su primera consumación cuando el sutratma se conecta con los tres centros de naturaleza física dentro del cráneo -la glándula pineal, el cuerpo pituitario y el centro alta mayor. Esotéricamente, la conexión más importante se establece cuando el sutratma penetra en el centro que se halla en la cima de la cabeza; a través del mismo la vida del cuerpo etérico se retira en el momento de la muerte. Éste es el punto vital. Allí, el “hilo” de vida, una vez cumplidos los siete años de vida, se divide en tres ramas, que se extienden hacia los tres centros. La comprensión de este hecho oportunamente proporcionará cosas de gran interés para el científico. Gran parte de la imbecilidad, o del desarrollo retardado, tiene su origen en la conexión etérica con estos tres centros. La trama etérica es literalmente la fina red de hilos de fuego que se extiende sobre el centro y cubre una zona de dimensiones muy amplias. Separa los cuerpos astral y físico. Una zona similar existe en el sistema solar. Por su intermedio las fuerzas cósmicas deben pasar a los diferentes esquemas planetarios.

Los grupos elementales del plano físico denso, puestos en actividad por los constructores, son tres:

Los elementales gaseosos.
Los elementales líquidos.
Los elementales estrictamente densos.

Un grupo se ocupa de los canales ígneos, de los fuegos del cuerpo humano y de los diferentes gases que se encuentran dentro de la periferia humana. Otro grupo trabaja con el sistema circulatorio y con todos los líquidos -líquidos y humores del cuerpo; mientras que el tercero está ampliamente involucrado en la construcción de la estructura, por medio de la correcta distribución de los minerales y de los productos químicos. Aquí hay algo vinculado a la medicina; esotéricamente es verdad que así como los devas y los elementales líquidos están estrechamente relacionados con el reino vegetal y ambos con el plano de las emociones, el cuerpo líquido logoico, así las enfermedades de los seres humanos que afectan el sistema circulatorio, los riñones, la vejiga y la lubricación de las coyunturas, serán curadas por los constituyentes vegetales y, sobre todo, mediante el correcto equilibrio de la naturaleza emocional.

Muchas otras influencias, además de las ya mencionadas, deben ser consideradas cuando se dilucide el tema del trabajo que realizan los constructores del cuerpo del hombre. No sólo son afectados por:

la nota de un hombre,
el color proporcionado por los agentes transmisores,
los agentes kármicos,
sino que están regidos por
el karma y la vibración grupales que harán intervenir a otro grupo de agentes y constructores, afectando así a los cuerpos de un hombre,
el karma racial, extensión del anterior,
las fuerzas que actúan sobre el planeta desde otro esquema o por medio de la formación de un triángulo del sistema,
un triángulo cósmico de fuerza de un tipo específico que puede atraer entidades y energías de cualquier esquema particular, incidiendo sobre el karma del Logos planetario.

Por lo tanto será evidente para el estudiante que el tema es complejo y que verdaderamente el hombre es el resultado de algún tipo de fuerza -principalmente egoica, pero también planetaria y hasta del sistema. Sin embargo, nunca se lleva a un hombre a enfrentar circunstancias insuperables cuando ha alcanzado el punto donde inteligentemente se pone en línea con la evolución integral, la Verdad, Dios. Quizás previamente sea impulsado a ello, y lo será, por la fuerza de las circunstancias; la presión del karma grupal y racial lo impelerá a situaciones necesarias para activar el proceso de despertarlo y comprender sus propias posibilidades innatas. Una vez que se hace constructor consciente y trata de controlar a las fuerzas y a los constructores de su propia naturaleza inferior, y de construir el Templo de Salomón, ya no está sujeto a condiciones anteriores. Se transforma en regidor, constructor y transmisor, hasta que oportunamente se convierte en uno con los Angeles solares y ha cumplido el trabajo de la evolución humana.Lo dicho es muy superficial, habiéndose expuesto solamente lo que tiene un profundo significado para el hombre en la actualidad. Muchas cosas se han de deducir y se llegará a conclusiones de acuerdo a la Ley de Analogías. También debe tenerse siempre presente que nuestro concepto básico lo constituye la energía ígnea de los centros de fuerza puestos en movimiento y mantenidos en vibración activa por la palpitación de centros aún mayores. Toda forma está construida de átomos ígneos o vidas energéticas, por medio de vidas mayores, las cuales son mantenidas en coherencia dentro de envolturas todavía mayores -las envolturas mayores son para las menores lo que el macrocosmos es para el microcosmos. Estos grupos de vidas constructoras pueden ser divididos en tres grupos de unidades de energía y su naturaleza deducirse por las frases:
Vidas animadas por energía dinámica.
Vidas animadas por energía irradiante.
Vidas animadas por energía atómica.

Estado Incondicionado del Ser.

9 comentarios

Archivado bajo Mensajes, comentarios, aclaraciones..., Sociedad

9 Respuestas a “Realización Humana; desenmascaramiento de los Entes Astrales, sus energias e intenciones.

  1. Ética Noológia; evidentemente éste es el tema imprescidible; no se puede considerar ÉTICA, ninguna manipulación del Ser, que conlleve la ignorancia forzada y obligada de los seres humanos. Las distintas presuntas polaridades UTILIZAN LOS MISMOS MÉTODOS, y todos podemos comprender que SON NECESARIOS otros planteamientos.

    Quizás la violencia sirve a intereses de dominación; pero es descartable si queremos la Verdad Liberadora, que se encuentra por doquier, y también en el Espíritu, Y QUE NO PUEDE SER ACAPARADA ni ocultada POR NINGÚN LIDERAZGO, ni por ningún Grupo, PUES ES PATRIMONIO DEL UNIVERSO.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.