Archivo de la categoría: Mensajes, comentarios, aclaraciones…

Pueden utilizar éste espacio, para compartir las cuestiones que consideren.

Lázaro, la resurreccion de el discìpulo

Seguimos en el ideograma de La Caverna, en el descubrimiento de el Alma, y consideramos sus significados con lo especificado en las Escrituras Cristianas, observando su encaje y continuidad simbólica.

Cuando empleamos la palabra “discípulo”, creo que debiéramos de preguntarnos a qué nos estamos refiriendo. Necesitamos redefinir totalmente, toda ésta cuestion, investigando los orígenes de nuestra unicidad, de aquello insondable carente de engaño, perjuicio, y dominacion.

La Vida, siempre es “resurrección” en el sentido verídico, ( y los Evangelios, siempre tratan de temas psicológicos-espirituales), no han sido escritos para estudiar temas mundanos, para éso ya hay otras literaturas.

14 Entonces Jesús, por eso, les dijo claramente: Lázaro ha muerto; 15  y por causa de vosotros me alegro de no haber estado allí,  para que CREÉIS;  pero vamos a donde está él.

20 Entonces Marta, cuando oyó que Jesús venía, fue a su encuentro, pero María se quedó sentada en casa. 21 Y Marta dijo a Jesús: Señor, si hubieras estado aquí, mi hermano no habría muerto. 27   Ella le dijo: Sí,  yo he creído que tú eres el Cristo, el Hijo de Dios, el que viene al mundo. 28   Y habiendo dicho esto, se fue y llamó a su hermana María, diciéndole en secreto:  El Maestro está aquí, y te llama. 29  Tan pronto como ella lo oyó, se levantó rápidamente y fue hacia El.   34  y   Jesús  dijo: ¿Dónde lo pusisteis?

Tenemos, en éstos simbolimos de las figuras de Marta y María, los dos aspectos de el Alma Humana; la Conciencia perdida en lo temporal, en las busquedas de la verdad, objetiva y subjetiva, el pasado y el presente.

lazaro

En el siguiente vídeo; la caverna y los estados de conciencia, desde los puntos de vista psicológicos y científicos actuales.

Los siguientes escritos, proceden de los Yoga-Sutras de Patanjali.

“Los poderes superiores son incluyentes y se caracterizan por su exactitud e infalibilidad cuando se aplican debidamente. Su acción es tan instantánea como un destello de luz. Los poderes inferiores son falibles y están limitados en su acción porque el elemento tiempo está presente en su secuencia; forman parte de la gran ilusión y constituyen una limitación para el verdadero aspirante.”

La obtención de los poderes del alma, por medio del intenso deseo (o ferviente aspiración) y por la meditación, fue tratada en los libros anteriores y no es necesario ampliarlo aquí. (Se refiere a los escritos I,II, y III, referenciados en el enlace que se adjunta al final de éste escrito.)

2. La trasferencia de la conciencia, de un vehículo inferior a otro superior, es parte del gran proceso creador y evolutivo.

Ésta es una traducción muy libre, pero es una clara interpretación de la verdad que se debe captar. La evolución de la conciencia y el efecto de tal evolución sobre los vehículos, en los cuales la entidad consciente actúa, es la suma total de los  procesos de la naturaleza, y desde el punto de vista de la unidad humana inteligente, tres palabras abarcan el proceso y el resultado. Estas palabras son: transferencia, transmutación y transformación.

4. La conciencia del “yo soy” es responsable de la creación de los órganos mediante los cuales se disfruta del sentido de individualidad

Aquí tenemos la clave de la manifestación misma, la razón de todas las apariencias. Mientras la conciencia de cualquier entidad (solar, planetaria o humana) se dirija externamente hacia los objetos del deseo, hacia la existencia sensoria, la experiencia individual, la vida de percepción y el goce de los sentidos, se crearán vehículos u órganos, mediante los cuales el deseo pueda satisfacerse, la existencia materializada disfrutarse y los objetos percibirse. Ésta es la gran ilusión, que mantiene alucinada a la conciencia, y mientras el espejismo ejerza algún poder, la ley de renacimiento hará que la conciencia se manifieste en el plano de la materia.

El aspecto forma y sus limitaciones se desarrollan en nosotros, ocultando al alma de modo que sólo nos damos cuenta de la forma de nuestro hermano y no vemos su alma. En cuanto hacemos contacto con nuestra propia alma y vivimos en su luz, vemos el alma de nuestro hermano,  nos damos cuenta de su luz, con lo cual cambia completamente nuestro acercamiento a él.

La facultad latente, una vez desarrollada, nos revelará un mundo nuevo; los poderes ocultos del alma una vez que hayan sido plenamente expresados, nos harán conscientes de un nuevo mundo y nos revelarán un plan de vida y un reino del ser que, hasta ahora, nos fue negado, porque no lo hemos visto. De ahí la necesidad de que todo investigador de los misterios de la existencia, aplique a su investigación todas las facultades; de ahí también la necesidad de que se lleve a cabo este proceso de desenvolvimiento del alma y se desarrollen las facultades potenciales si queremos comprender plenamente la verdad.

18. El Señor de la mente, el perceptor, es siempre consciente de la constante actividad de la sustancia mental, causa productora de efectos.

La mente, en consecuencia, puede ser conocida en dos sentidos: Primero, conocida, reconocida y vista por el pensador, es decir: el alma en su propio plano. Segundo, vista y reconocida como vehículo del hombre en el plano físico. Durante largo tiempo, el hombre se ha convertido en aquello con lo cual se identifica, excluyendo al verdadero hombre espiritual, con el que es posible establecer contacto y a quien también se lo puede conocer y obedecer, una vez que la mente queda relegada al lugar que le corresponde como instrumento de conocimiento.

Ninguna de las envolturas, por medio de las cuales el alma actúa, posee conocimiento de sí misma; son únicamente canales, a través de los cuales se obtiene conocimiento, y pasan las experiencias de la vida. Es simplemente otro sentido, por medio del cual obtenemos información y se nos revela un nuevo campo de conocimiento. No es más que un instrumento, como se dijo antes, capaz de una doble función: registrar contactos de una de las dos direcciones y transmitir tal conocimiento al cerebro desde el alma, o al alma desde el hombre inferior.


Espero, que muchas personas podamos interesarnos en profundizar y colaborar en éstas ciencias, que se encuentran actualmente desconocidas, sepultadas en las hipnosis aparienciales de los cinco sentidos. La vida esencial de el Alma es la joya que compartimos.

5 comentarios

Archivado bajo Herederos del Tiempo, Mensajes, comentarios, aclaraciones...

los virginales pensamientos mundanos

 1 En esto, juntándose una innumerable multitud, tanto que unos a otros se atropellaban, comenzó a decir a sus discípulos en privado: Guardaos de la levadura de los fariseos, que es hipocresía. Porque nada hay encubierto, que no haya de ser revelado; ni oculto, que no haya de saberse. Por tanto, lo que dijisteis en tinieblas, a la luz será oído; y lo que hablasteis al oído en las alcobas, será pregonado en las azoteas.

49   El Fuego  Celeste  de  la Resurrección,  es lo que  vine a introducir  en la tierra; ¿y qué quiero, si ya está encendido,  por  vosotros  mismos … ?

54   Y  decía también a la gente: Cuando veis la nube que sale del poniente, luego decís: Agua viene; y es así. 55 Y cuando sopla el viento del sur, decís: Hará calor; y lo hace. 56¡Hipócritas! Como es que sabéis discernir la faz del cielo y de la tierra; ¿y cómo no discernís ESTOS  TIEMPOS …?

FUEGO EN EL MICROCOSMOS

Consideraremos brevemente la analogía que existe entre el todo mayor y la unidad hombre; luego agruparemos el tema en forma detallada y trataremos las secciones en que será prudente dividirlo.

El fuego en el microcosmos es triple en su esencia y quíntuple en su manifestación.

1. Tenemos el Fuego Vitalizador Interno, la analogía del fuego por fricción, la suma total del kundalini individual, animando la estructura corpórea que se manifiesta también dé dos maneras:

Primero, como calor latente, base de la vida de la célula esferoidal o átomo y de su ajustada rotación con las otras células.

Segundo, como calor activo o prana, que anima todo y es la fuerza impulsora de la forma evolucionante. Se manifiesta en los cuatro éteres y en estado gaseoso. En el plano físico tenemos la analogía del hombre con el Akasha y su quíntuple manifestación en el plano del sistema solar.

Este fuego es la vibración básica de ese pequeño sistema en el cual la mónada o espíritu humano constituye el logos, mantiene a la personalidad u hombre material inferior en la manifestación objetiva, permitiendo a la unidad espiritual ponerse en contacto con el plano de materia más densa. Es la analogía del rayo de actividad inteligente y está regido por la Ley de Economía en una de sus subdivisiones, la Ley de Adaptación en el factor tiempo.

2. Luego tenemos el Fuego o Chispa de la Mente, que en el hombre tiene su analogía en el fuego solar. Constituye la unidad pensante y autoconsciente, el Alma. Al fuego de la mente lo rige la Ley de Atracción, porque es su analogía superior. Más adelante nos explayaremos sobre ello. Es la chispa de la mente en el hombre, manifestándose como actividad cíclica-espiral, que conduce a la expansión y a su oportuno retorno al centro de su sistema, la Mónada, origen y meta del jiva o ser humano reencarnante. Dicho fuego se manifiesta, lo mismo que en el Macrocosmos, de dos maneras:

Como voluntad inteligente que vincula a la Mónada o Espíritu con su punto inferior de contacto, la personalidad, actuando por medio de un vehículo físico.

Como factor vitalizador, aunque todavía de manera imperfecta, de las formas mentales construidas por el pensador. Puede decirse que muy pocas formas mentales han sido construidas por el centro de la conciencia, el Pensador o Ego. Pocos son los individuos que han alcanzado un contacto tan íntimo con su Yo superior o Ego, que sean capaces de construir una forma con sustancia del plano mental y puedan decir que expresan los pensamientos, propósitos o deseos de su Ego, actuando por medio del cerebro físico.

Podría decirse que la mayoría de las formas mentales que circulan actualmente son conglomerados de materia construida con la ayuda de kama-manas (deseo tenuemente matizado con materia mental que produce una mezcla de materia astral y mental, en su mayor parte astral) y, en gran parte, por la acción refleja elemental.

La Sra. Besant en Estudio sobre la Conciencia, págs. 29 y 30 dice:

“Conciencia es la única realidad, en el sentido más amplio de ese término tan usado; de esto se desprende que la realidad que se encuentra en cualquier parte es extraída de la conciencia. De allí que todo lo pensado existe. Esa conciencia en que todo existe, literalmente todo, lo “posible” y lo “actual” – actual es todo aquello que una conciencia separada piensa que existe en tiempo y espacio, y posible es todo aquello de lo cual se piensa en cualquier período de tiempo o punto en el espacio- la llamamos Conciencia Absoluta. Es el Todo, lo Eterno, lo Infinito, lo Inmutable. La Conciencia que piensa que todas las formas existentes en tiempo y espacio sucesivamente y en lugares determinados; es la Conciencia Universal, el Uno, llamado por los hindúes al Saguna Brahma- el Eterno con atributos, el Pratyag-Atma, el yo interno; por los parsis, Hermuzd; por los musulmanes, Allah. La conciencia que se ocupa de un lapso definido, breve o extenso, de un espacio determinado, vasto o restringido, es individual; la de un Ser concreto, un Señor de muchos universos; o de un universo o cualquiera de las denominadas partes del universo; su parte que para él es un universo -estos términos varían de acuerdo al poder de la conciencia; hasta donde pueda pensar como conciencia separada sobre el pensamiento universal, es decir, sobre el cual puede imponer su propia realidad y pensar que existe como él, ése es su universo.”

… detectemos los diferentes giros, manteniendo situaciones semejantes, en los aspectos momentáneos de la temporalidad …

En comentarios: los notables cambios escénicos a nivel global.

17 comentarios

Archivado bajo Mensajes, comentarios, aclaraciones...